Cuando hablamos de globoflexia nos referimos al arte de poder crear un objeto o animal con un globo modelable.

Si queremos remontarnos a las primeras apariciones de la  globoflexia, nuestra búsqueda nos llevará al mundo circense; fue en el circo donde se empezaron a crear las primeras figuras con globos. Veremos  que años más tarde también la utilizaron los payasos, los magos e incluso, hoy en día, se ha puesto de moda hacer talleres de globoflexia para niños.

En este mundillo no hay límites, se pueden construir desde el mítico perro o espada hasta figuras más complejas como osos panda o bicicletas; solo debemos tener una gran imaginación y sobre todo paciencia. Hablamos de paciencia por la importancia que tiene no perder nunca la tranquilidad por no poder anudar bien un globo o que se explote el siguiente que estábamos hinchando.

Un apartado muy importante es la materia prima en sí. No cualquier globo vale pare practicar la globoflexia. Se recomienda utilizar los 260Q. Son los globos por excelencia para modelar: miden 1.40 m de largo y tienen un diámetro de alrededor de 5 cm. Existen distintas calidades: los más gruesos son más resistentes y tienen menos posibilidades de que se exploten; por otro lado, están los más finos, que son más frágiles y a la vez más baratos.

Además de estos globos modelables completamos la globoflexia con globos pequeños redondos (globos de agua) y globos grandes redondos (globos clásicos).

Cómo hacer nuestra propia figura

Hinchar el globo. Nunca hinchéis el globo del todo porque, si lo hacéis, se explotará una vez que os pongáis a modelarlo. Antes de anudar el globo tenemos que dejar salir un poco de aire para que quede flexible, nunca blando. Siempre empezaremos a modelar el globo por la parte donde se encuentre el nudo.

Anudar el globo. En la zona por donde lo hinchamos, siempre tenemos que dejar un trozo más largo.

Formar burbujas. Para ello, siempre tendremos que pellizcar con cuidado el globo entre el pulgar y el índice de una mano. Cuando tengamos que medir el largo que vamos a dar a la burbuja lo haremos a partir del nudo o de la burbuja anterior. Cuando hagamos una cadena de burbujas, siempre tendremos que sujetar la primera y la última para que no se deshagan y todas las burbujas las tendremos que hacer en el mismo sentido. El espacio entre dos burbujas se llama “unión”.

globo

Compartir:Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter